Dom. Abr 21st, 2024

El colegio San Ignacio de Loyola ha ‘adoptado’ el Hospital de Antezana dentro del programa La Escuela Adopta, una iniciativa impulsada por el Departamento de Educación que fomenta la práctica de la docencia fuera del aula, potenciando la labor educativa de la ciudad al convirtiendo los espacios, bienes y patrimonio de la ciudad en un recurso educativo más.

La alcaldesa, Judith Piquet, presidió el acto de adopción, que tuvo lugar en el patio del Hospital de Antezana, al que también asistieron la concejala de Educación, Lola López; el director de San Ignacio de Loyola, Manuel Fariñas de Alba; y el presidente de la Fundación Antezana, Asensio Esteban.

También estuvieron presentes el segundo teniente de alcalde, Víctor Acosta; el tercer teniente de alcalde Gustavo Severien; el concejal de Patrimonio Histórico, Vicente Pérez; la Consejera de Seguridad, Orlena de Miguel; el concejal de Salud, Teófilo Lozano; la concejala de Juventud, Pilar Cruz; y los concejales socialistas Diana Díaz del Pozo y Miguel Castillejo; a continuación representantes de la sociedad civil de Alcalà y profesores y alumnos del centro.

“Dos instituciones unidas por la figura de San Ignacio de Loyola”

Tras firmar la adopción testimonial, Piquet subrayó que “hoy las protagonistas son dos instituciones muy queridas de Alcalá, unidas por una figura histórica y religiosa de la talla de San Ignacio de Loyola. En nuestro querido Hospitalillo vivió y sirvió el santo fundador de la Compañía de Jesús. Y el colegio que hoy preside el barrio del Ensanche existe desde hace 70 años y es a su vez heredero de una tradición de colegios y centros educativos jesuitas que se remonta a más de cuatro siglos en nuestra ciudad.

El alcalde subrayó que el alcance del programa «La Escuela Adopta» es aún más amplio, ya que tiene un gran valor para nuestra ciudad y, sobre todo, para su futuro. “Es nuestro deber ayudar a comprender a nuestros niños y niñas que no viven en una ciudad cualquiera”, afirmó Piquet, “porque hay tanta historia y tanta cultura acumulada en sus calles, en sus plazas, en sus edificios antiguos y instituciones. Por eso, es fundamental que nuestra población más joven conozca y reconozca este gran legado”.

San Ignacio, el Hospitalillo y la Compañía de Jesús

La elección de esta adopción por parte del centro educativo San Ignacio de Loyola responde al vínculo histórico entre la Compañía de Jesús y el Hospital de Antezana. Ignacio de Loyola vivió y trabajó en el Hospital de Antezana durante el año de estudios en Alcalá de Henares (1526-1527).

Allí Ignacio pudo vivir una realidad que siempre estuvo presente: la de los pobres y enfermos a los que ayudó durante su año en Alcalá. Su presencia ha persistido a lo largo de los siglos en el Hospital de Antezana en lugares y estancias como la habitación donde vivió, transformada en capilla en el siglo XVII, la cocina donde trabajó o el patio donde predicaba sus ideas a quienes llegaban a Visítalo. Escúchalo. . Por esta circunstancia el Hospital de Antezana es considerado uno de los lugares fundacionales de la Compañía de Jesús.

La escuela adopta el programa.

En este programa La Escuela Adopta, un centro educativo propone una adopción (monumento, bien cultural, parque, plaza, etc.), y se compromete a realizar actividades sobre la misma, para fomentar en los escolares el sentimiento de protección hacia la elección del bien. , promover actitudes de respeto, valorización y defensa del patrimonio o espacio «adoptado». El objetivo es “dar a conocer el patrimonio histórico-artístico del Municipio entre los colectivos escolares, promover los valores de cuidado y protección del medio ambiente y transformar a los alumnos en transmisores de estos valores en su propio entorno: familia, amigos, etc .”

Los centros educativos tendrán así la oportunidad de «adoptar» los monumentos y bienes patrimoniales y todos aquellos lugares que consideren importantes para la convivencia de los barrios o que constituyan un valor para su entorno. Los escolares podrán cuidar y proteger, por ejemplo, la plaza de su barrio, el parque cercano donde juegan al salir del colegio, las zonas fluviales y los espacios de valor histórico y cultural del municipio.


El colegio San Ignacio de Loyola adopta el Hospital de Antezana en el programa La Escuela Adopta, impulsado por el Departamento de Educación. La alcaldesa presidió el acto de adopción, destacando la importancia histórica y religiosa de ambas instituciones. La elección se debe al vínculo entre la Compañía de Jesús y el Hospital de Antezana, donde Ignacio de Loyola vivió y trabajó. El programa busca fomentar el cuidado y protección del patrimonio, involucrando a los alumnos en actividades para valorar y transmitir estos valores.

Aquí va la fuente original para saber más.

Por Juan Manuel González López

Juan Manuel González López, nacido en Alcalá de Henares, es un periodista español especializado en información deportiva. Ha trabajado para varios medios de comunicación en España, como El País, Marca y AS. González López comenzó su carrera profesional en el departamento de deportes del diario El País, donde trabajó durante cuatro años. A continuación se incorporó a la plantilla del diario deportivo Marca como reportero. Tras dos años en Marca, se trasladó a AS, otro diario deportivo y amplió su registro periodístico.