Mar. Jun 28th, 2022

Foto de Pedro Enrique Andarelli

  • Valoración de la IU Alcalá de Henares de la Ordenanza de Movilidad y Transportes: “Fracaso en diversidad funcional, reducción de emisiones, aparcamientos y transporte público, enemigos de la bicicleta y la autocaravana”

En cuanto a la accesibilidad de las personas con movilidad reducida y diversidad funcional, uno de los temas destacados en Alcalá de Henares, en las 91 páginas del texto, el Ayuntamiento se limita, en el artículo 13, a mostrar su voluntad de cumplir progresivamente la normativa, sin fijar un plazo, cuando los bordillos o señales no se adapten más allá de la nueva obra.


“Medidas que podría adoptar el Ayuntamiento”

Asimismo, en el artículo 51, se permite en las “Medidas que podría adoptar el Ayuntamiento” darse el derecho de quitar obstáculos de las paradas de autobús para quitar la rampa para sillas de ruedas, cuando esto no es facultativo, es una obligación de ley. .

Foto de Pedro Enrique Andarelli

A principios de la legislatura se aprobaron en el pleno del Ayuntamiento varias mociones para la adecuación de vías y edificios públicos al cumplimiento de las normas de accesibilidad a la diversidad funcional. Ni en los estados financieros ni en los hechos se ha respetado la legislación vigente.

El texto no menciona la necesidad de hacer accesible la estación de Cercanías de Alcalá Universidad, ni hacer lo mismo con los andenes 3 y 5 de la Estación de Cercanías de Alcalá de Henares. Tampoco dice nada sobre la necesidad de que la estación de Alcalá de Henares tenga un acceso peatonal al norte de la calzada.

Parece que tomaron un texto estándar de otro municipio y le cambiaron el título, ya que no se tomaron en cuenta las necesidades específicas de nuestra ciudad. Nada se dice de generar múltiples pasos para cruzar las vías o mejorar las existentes. No menciona la necesidad de construir una estación de autobuses.


Estacionamiento solo para autos eléctricos

Hasta el momento este legislador no ha creado ni un solo aparcamiento. Este problema no se aborda en el texto. Lo que está haciendo el municipio es prometer «estacionamientos temporales», es decir, tapar con grava las áreas verdes abandonadas para estacionar los autos allí. Esta no es la manera de abordar seriamente el problema del estacionamiento y la movilidad.

Por otro lado, en el artículo 42, el texto contempla la posibilidad de crear plazas de aparcamiento únicamente para coches eléctricos. No hablamos de puntos de recarga, sino de aparcamientos. No estamos de acuerdo. La mayoría de las personas no tienen un automóvil eléctrico porque simplemente no pueden pagar el alto precio. Lo que hay que hacer es hacer que los coches eléctricos sean asequibles para toda la población, lo que va más allá de las competencias municipales, pero no discrimina a los propietarios de coches no eléctricos.

El texto, el artículo 75, prevé que el Ayuntamiento tendrá la posibilidad de cobrar peajes o tasas por la circulación de determinados vehículos por las Zonas de Bajas Emisiones. No parece adecuado que nadie tenga la oportunidad de pagar un precio para poder contaminar, ni que la capacidad económica determine quién contamina y quién no. Entendemos que todas las medidas deben ir encaminadas a regular y restringir a todos los vecinos por igual, sin posibilidad de pagar por los contaminantes, ni establecer normas con mayor voluntad recaudatoria que reductora de emisiones de gases contaminantes.


Tristemente ataca bicicletas y campers

Finalmente, en sus artículos 29, 32, 34, 36, 38 y 79, este reglamento ataca tristemente a las bicicletas y campers. En los últimos 7 años no se ha creado ni un metro de vía ciclista, mientras se ha desmantelado en la avenida Daganzo, avenida Lope de Figueroa… y el texto dice que sólo se puede circular con bicicletas en la calzada. El texto permite la circulación de patines, patinetes y monopatines junto a peatones, pero no bicicletas, ajustando la velocidad.

En otros municipios se permite el tránsito de bicicletas, adaptando su velocidad a la de los peatones, para niños menores de 12 años, en grandes parques… pero no en esta ordenanza.

El texto dice que las bicicletas deben circular por los carriles 30 pero «sin ningún tipo de prioridad». Es normal que en estos carriles y en otros se identifique una zona prioritaria en la cabecera de la salida del semáforo destinada a motos, bicicletas y VMP, pero aquí no. Además, este plan carece de campañas de información para que automovilistas y ciclistas conozcan el uso correcto de los carriles 30: la bicicleta debe circular por el centro del carril y para ser adelantada el coche debe cambiar de carril.

En cuanto a los aparcamientos de bicicletas y VMP (scooters eléctricos y bicicletas eléctricas de alquiler), es curioso cómo el texto hace cumplir la ley del embudo, facilitando el abuso de las empresas VMP y restringiendo las bicicletas privadas. Los VMP se pueden aparcar en la calle si no existe un aparcamiento específico a menos de 50 metros, generando los habituales problemas a los vecinos. Pero si tienes una bicicleta particular y la quieres aparcar donde no hay aparcabicicletas, que no los hay, no la puedes amarrar a un banco, ni a una farola, ni a lo que sea. Ante la falta de plazas de aparcamiento de bicicletas, que apoyamos desde hace años, así como de plazas de aparcamiento seguras para estaciones de ferrocarril y centros educativos, el ciclista no puede soltarse ni un segundo de la bicicleta, reduciéndose el uso de la bicicleta privada para uso deportivo. y eliminándolo hizo para utilizarlo como un medio de transporte alternativo.

El texto no menciona la posibilidad de promover que una bicicleta pueda viajar en autobús. El texto tampoco habla de la necesidad de solucionar el acceso peatonal y ciclista al Parque de los Cerros a través del Puente del Zulema.

El artículo 79 del texto prohíbe el estacionamiento de autocaravanas en la vía pública, salvo en lugares específicos. No entendemos que los campistas tengan prohibido estacionar como cualquier otro vehículo, cuando la DGT simplemente condiciona su estacionamiento para que no obstruya ni moleste el tráfico. El turismo en autocaravana es un importante motor económico donde se trata con respeto y sin dificultad.

Se suspende la valoración preliminar que amerita la ordenanza en la diversidad funcional, en la reducción de emisiones, en los aparcamientos y el transporte público, enemigos de la bicicleta y las autocaravanas.