Mar. May 21st, 2024

La Guardia Civil ha desarticulado un grupo criminal especializado en robos por la fuerza, utilizando el método de alunizaje y mazo, en lo que se ha denominado la Operación Cerberus Necky. Este grupo estaba formado por siete reclusos y era responsable de más de 40 robos en diversos establecimientos de la Comunidad de Madrid. Para llevar a cabo sus acciones, utilizaban vehículos de gran cilindrada que previamente habían robado.

Este grupo criminal era uno de los más activos en Madrid y estaba perfectamente estructurado, teniendo como líder a un conocido delincuente madrileño con un historial criminal extenso. Los robos se llevaban a cabo principalmente entre la 1.00 y las 6.00 horas, y para acceder al interior de los establecimientos, violaban los sistemas de cierre, forzando cerraduras con palancas o rompiendo los cristales con porras.

Utilizaban vehículos de alta gama y gran potencia, previamente robados, para cometer los robos. De hecho, los detenidos están siendo investigados por su posible implicación en el robo de al menos una veintena de vehículos en el último trimestre. Hasta la fecha, se les atribuyen un total de cuarenta delitos en diferentes localidades de la Comunidad de Madrid, cometiendo una media de cinco robos por noche.

La Guardia Civil presentó como prueba contra este grupo criminal las imágenes de las cámaras de seguridad de los negocios donde llevaron a cabo los robos. Estas imágenes muestran claramente cómo actuaban los delincuentes durante el alunizaje.

Las detenciones se llevaron a cabo en los municipios de Anchuelo y Alcalá de Henares, donde se realizaron siete registros domiciliarios. Durante estos registros, la Guardia Civil incautó 12.000 euros en efectivo, herramientas para el robo de vehículos y numerosos efectos relacionados con los delitos investigados.

Los detenidos son siete hombres de entre 26 y 48 años, con un historial delictivo previo que incluye más de 115 condenas por delitos contra la propiedad. Ahora se les imputan diversos delitos, como pertenencia a asociación delictuosa, robo con uso de violencia en establecimientos comerciales, sustracción de vehículos de motor y falsificación de documentos. Tras ser puestos a disposición de la Autoridad Judicial, fueron condenados a prisión.

La operación fue llevada a cabo por el Grupo de Delincuencia Organizada de la Unidad Orgánica de Policía Judicial y la Brigada de Rocas de la Compañía IV de Alcalá de Henares, ambos pertenecientes a la Comandancia de la Guardia Civil de Madrid.

La Guardia Civil desarticuló un grupo criminal especializado en robos por la fuerza mediante el procedimiento de alunizaje y mazo en el marco de la Operación Cerberus Necky.

Los siete reclusos, responsables de más de 40 robos en diversos establecimientos de la Comunidad de Madrid, utilizaban vehículos de gran cilindrada previamente robados.

El grupo criminal era uno de los más activos en Madrid. Tanto es así que estaba perfectamente estructurado y tenía como líder a un conocido delincuente madrileño con un largo historial criminal.

Siempre perpetraban los incidentes, normalmente entre la 1.00 y las 6.00 horas, y para acceder al interior violaban los sistemas de cierre de las fábricas, principalmente forzando las cerraduras con palancas o rompiendo los cristales con porras.

20 coches de lujo robados y 5 hurtos por noche

Para ello utilizaron vehículos de alta gama y gran potencia que previamente habían sido robados. De hecho, los detenidos están siendo investigados por su posible implicación en el robo de al menos una veintena de vehículos ocurrido en el último trimestre.

Hasta la fecha, el grupo es responsable de un total de cuarenta hechos delictivos en distintas localidades de la Comunidad de Madrid, cometiendo una media de cinco robos por noche.

Imágenes de los robos.

La Guardia Civil presentó como prueba contra este grupo criminal las imágenes de las cámaras de seguridad de los negocios donde llevaron a cabo los alunizajes.

Detenido entre Alcalá y Anchuelo

Las detenciones se produjeron en los municipios de Anchuelo y Alcalá de Henares y se practicaron siete registros y registros domiciliarios en los que la Guardia Civil incautó 12.000 euros en efectivo, herramientas para el robo de vehículos y la posterior comisión de los hechos y numerosos efectos de delitos investigados.

Los detenidos son siete hombres, de entre 26 y 48 años, que cuentan con más de 115 condenas previas por delitos contra la propiedad.

Ahora, además, se les imputan diversos delitos de pertenencia a asociación delictuosa, robo con uso violento en establecimientos comerciales, sustracción de vehículos de motor y falsificación de documentos por los que, tras ser puestos a disposición de la Autoridad Judicial, fueron condenados a prisión. ordenado. .

La operación fue llevada a cabo por el Grupo de Delincuencia Organizada de la Unidad Orgánica de Policía Judicial y la Brigada de Rocas de la Compañía IV de Alcalá de Henares, ambos pertenecientes a la Comandancia de la Guardia Civil de Madrid.



Aquí va la fuente original para saber más.

Por Juan Manuel González López

Juan Manuel González López, nacido en Alcalá de Henares, es un periodista español especializado en información deportiva. Ha trabajado para varios medios de comunicación en España, como El País, Marca y AS. González López comenzó su carrera profesional en el departamento de deportes del diario El País, donde trabajó durante cuatro años. A continuación se incorporó a la plantilla del diario deportivo Marca como reportero. Tras dos años en Marca, se trasladó a AS, otro diario deportivo y amplió su registro periodístico.