Vie. Jun 21st, 2024

Hace unos días, los alcaldes socialistas de Parla, Alcorcón, Ciempozuelos, Fuentidueña del Tajo y San Fernando de Henares se unieron para abordar el tema del «impuesto a los residuos» y buscar una forma de homogeneizarlo para reducir su impacto entre los vecinos. Esta nueva tasa de basura será obligatoria para todos los vecinos a partir de abril de 2025, según lo establecido en la Ley de Residuos y Suelos Contaminados de marzo de 2022, impulsada por el Gobierno central pero fijada por la Unión Europea.

Para lograr una homogeneización en la aplicación de esta tasa, los alcaldes socialistas propusieron ante la Junta Directiva de la Federación de Municipios de Madrid (FMM) la creación de una Comisión Técnica que prepare una propuesta conjunta y coordinada para todos los municipios. Esto garantizaría que la carga fiscal del impuesto se distribuya de manera similar en todos los municipios, evitando disparidades que los vecinos no entenderían.

Sin embargo, esta propuesta no fue bien recibida por la presidenta de la FMM, Judit Piquet, quien se manifestó en contra y consideró que los alcaldes socialistas estaban tratando de justificar la «tasa Sánchez» encargando a la FMM una tarea que no le corresponde. Piquet destacó que esta tasa será obligatoria para todas las familias de los 179 municipios de la Comunidad de Madrid gracias a una ley impulsada por el gobierno español.

Ante esta discrepancia, el Consejero del Pueblo desafió a los alcaldes socialistas a discutir la normalización de todos los impuestos municipales, la reducción del IBI y otros impuestos, como lo hace el Partido Popular. Este conflicto pone de manifiesto las diferencias de opinión y enfoque en torno a la aplicación de la nueva tasa de residuos entre los alcaldes socialistas y la dirigencia de la FMM. La búsqueda de una solución consensuada y equitativa para todos los municipios sigue siendo un desafío pendiente en esta discusión sobre la «basura» y su impacto en los vecinos.

Aquí va la fuente original

Por Eva Martínez Castillo

Eva Martínez Castillo es una periodista española especializada en reportajes de investigación. Ha trabajado para algunos de los principales medios de comunicación españoles, como El País y El Mundo. Martínez Castillo es conocida por sus intrépidos reportajes sobre temas delicados, como la corrupción gubernamental y el narcotráfico. En reconocimiento a su trabajo, ha recibido numerosos premios, entre ellos el Premio Nacional de Periodismo en 2006.