Jue. Jun 30th, 2022

Foto de Pedro Enrique Andarelli

  • Algunos de ellos han sido temporales por más de 15 años, renovados anualmente sin consideración por parte del Concejo Municipal para personal permanente..
Luis Suárez Machota.

El Ayuntamiento de Alcalá de Henares dispone de un Centro Municipal de Tratamiento de Adicciones situado en la C/ Santiago de la ciudad Complutense, que gestiona la atención sanitaria a los drogodependientes. Se alimenta de fondos de la Comunidad de Madrid y del propio Ayuntamiento, por lo que cada año firman “convenios de colaboración” y así lleva veinte años, sin que el Ayuntamiento ni la Comunidad de Madrid acaben integrando a sus trabajadores en la plantilla municipal. modelo orgánico.

En el Centro trabajan médicos, psiquiatras, enfermeras graduadas, psicólogas y una trabajadora social. Todos accedían al cargo mediante convocatoria pública, concurso de méritos o concurso de oposición. El Ayuntamiento hace firmar a todo el mundo un contrato de trabajo de duración determinada todos los años, se les da de baja a todos el 31 de diciembre y al día siguiente, 1 de enero, se firma un nuevo contrato anual. Algunos de ellos han sido temporales por más de 15 años, renovados anualmente sin consideración por parte del Concejo Municipal para personal permanente.

Cansados ​​de esta temporalidad continuada y ante esta «repetida actuación fraudulenta del Ayuntamiento de Alcalá» según consta en una nota remitida, los trabajadores han instruido al Bufete de Abogados Luis Suárez Machota que inicie las actuaciones judiciales para reconocer su modelo de carácter fijo.

En los procesos judiciales relativos a los trabajadores del Centro de Atención de Drogas de Alcalá, las sentencias dictadas hasta el momento por los Juzgados de lo Social de Madrid declaran en su totalidad el carácter fraudulento de la práctica de reiteración de los contratos anuales del Ayuntamiento de Alcalá de Henares y, en consecuencia, , están declarando que todos son «indefinidos no fijos», es decir, ocuparán el cargo por tiempo indefinido hasta que se convoque el correspondiente proceso de selección, por lo que no deberán soportar la firma anual del contrato.

Sin embargo, sentencias más recientes establecen que los trabajadores son empleados fijos, ya que la práctica de contratación del Ayuntamiento de Alcalá de Henares viola plenamente la Directiva del Consejo de la Unión Europea relativa al Acuerdo Marco de CES, UNICE y CEEP sobre trabajos temporales, y en particular el párrafo quinto, de las medidas encaminadas a evitar el uso abusivo de los contratos suscritos, al no existir razón objetiva que justifique la renovación de estos contratos, por tanto en base a la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea del 3-6-2021 y especialmente considerando que tienen acceso al empleo público a través de un sistema legal y constitucional selectivo, deben ser declarados empleados permanentes.


Proceso de consolidación de la ocupación que el Ayuntamiento de Alcalá de Henares

Esto significa que estos trabajadores no deberían verse afectados por el proceso de consolidación laboral que el Ayuntamiento de Alcalá de Henares ha acordado con los sindicatos del Ayuntamiento. El Ayuntamiento ha impugnado las sentencias y en al menos uno de los casos, el recurso de casación está suspendido por cuestiones al respecto por parte del Tribunal Superior de Madrid ante el Tribunal de la Unión Europea.

La precaria situación de estos trabajadores en su contratación se enmarca en el contexto de los casi un millón de empleados públicos en España en constante interinidad, sin que el Estado, las Comunidades Autónomas y los Ayuntamientos, en este caso el de Alcalá, hayan reclamado sistemas de selección adecuados.

Esta precariedad en el empleo ha dado lugar a movilizaciones de trabajadores públicos ante el riesgo de despido, tanto anualmente como tras el anuncio de los sistemas selectivos de personal administrativo, lo que ha dado lugar a que el actual gobierno haya pactado con el sindicatos y partidos políticos un procedimiento judicial recogido en la Ley 20/2021, de medidas urgentes para la reducción del trabajo temporal en el sector público.

En este mismo contexto se enmarcan los procesos de estabilidad que, en el caso de Alcalá de Henares, suponen la cobertura de varios centenares de puestos de trabajo del Municipio que ahora están cubiertos por trabajadores eventuales y que el Ayuntamiento negocia con las centrales sindicales de comercio. .