Sáb. Jun 22nd, 2024

La Comunidad de Madrid resolvió ayer el litigio con el Ayuntamiento de Fuenlabrada sobre el centro de menores no acompañados de la localidad, imponiendo su construcción. Pese a la negativa del Consistorio socialista, el Consejo de Gobierno anuncia el inicio de las obras de reconversión del complejo La Cantueña en un espacio con cien plazas para acoger a estos inmigrantes utilizando la ley autonómica de suelo.

Un aviso que ya se había lanzado a finales de abril, tras la primera negativa del Ayuntamiento, y que finalmente entró en vigor ayer. El Gobierno de Isabel Díaz Ayuso ha decidido recurrir al artículo 163.5 del Reglamento alegando «razones de urgencia o interés general» para instalar el centro sin necesidad de acuerdo entre administraciones en un espacio afectado por un acuerdo del año 2000 firmado por la Comunidad y el Consistorio.

La urgencia y el interés general fueron atribuidos ayer por el portavoz autonómico, Miguel Ángel García, al «caos» y «descontrol» de la política migratoria de Moncloa que, a su juicio, está repercutiendo en las autonomías. Un discurso que el presidente ya había planteado a principios de año, durante un Consejo de Gobierno en Alcalá de Henares, lugar donde la Delegación del Gobierno había habilitado un espacio para la acogida de inmigrantes canarios. Por tanto, la Comunidad pretende ganar un centenar de plazas que se sumarán a las 359 de la red pública de acogida primaria.

Sin embargo, el Ayuntamiento que dirige el socialista Javier Ayala siempre ha negado esta opción, subrayando que el acuerdo de cesión de La Cantueña, que data del año 2000, prevé que estos terrenos deben destinarse a usos que «en beneficio de los habitantes de Fuenlabrada» al acoger un proyecto medioambiental. El mismo texto también indica que su explotación comenzará en un plazo de cinco años a partir de la firma, tiempos nunca respetados, y se prolongará durante otros 30 años.

Mientras la Comunidad de Madrid asume el inicio de las obras con una inversión de 6,9 millones y que finalizarán en el segundo semestre del año, fuentes del Ayuntamiento de Fuenlabrada indican que «El expediente de reversión espacial ya está en marcha» con la intención de que las tierras volvieran a manos del gobierno municipal, frenando así la revuelta. De hecho, desde el propio Consistorio amenazan con hacerlo ir a la corte si la ejecutiva de Ayuso persiste en sus intenciones.

«Creemos que este espacio viene de la ciudad de Fuenlabrada, por lo que la Comunidad debe tener mucho cuidado a la hora de invertir el dinero de todos los madrileños», subrayan desde el equipo de Javier Ayala, donde subrayan que Ayuso no busca » ofrecer soluciones realistas a la hostelería.» de menores», sino «atacar la autonomía local de Fuenlabrada» por «soberbia». «La decisión de hoy de la Comunidad de Madrid no aporta nada nuevo, sólo demuestra la obsesión del gobierno del PP con el lanzamiento de estos equipos a Fuenlabrada. Intentarán hacerlo a toda costa de forma unilateral, sin respetar las recomendaciones del Consejo de Europa y la Ley de Servicios Sociales», concluye.

Aquí va la fuente original

Por Eva Martínez Castillo

Eva Martínez Castillo es una periodista española especializada en reportajes de investigación. Ha trabajado para algunos de los principales medios de comunicación españoles, como El País y El Mundo. Martínez Castillo es conocida por sus intrépidos reportajes sobre temas delicados, como la corrupción gubernamental y el narcotráfico. En reconocimiento a su trabajo, ha recibido numerosos premios, entre ellos el Premio Nacional de Periodismo en 2006.