Jue. May 30th, 2024

Foto de Pedro Enrique Andarelli

  • La coalición municipal de izquierda pide que el proyecto de remodelación de la Estación Central incluya el acceso a la Estación desde el norte de la ciudad.
Foto de Pedro Enrique Andarelli

La Estación Central de Alcalá se inauguró en mayo de 1859, el edificio actual en febrero de 1989 y en este tramo temporal sólo ha tenido pequeñas reformas de mantenimiento y actualmente la estación principal de nuestro municipio está anclada a la normativa, el contexto y la lógica de más de 30 hace años, es decir, poca accesibilidad universal y sin tener en cuenta el crecimiento demográfico.

En diciembre del año pasado se anunció que se va a renovar la estación central de cercanías de Alcalá de Henares y que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, junto con ADIF, ya ha definido un proyecto que reformará la explanada y el casco urbano circundante de la Estación Central de Cercanías.

Este proyecto, según la información difundida, supondrá la modificación de la cubierta, la fachada y la ampliación de su hall, ganando espacio a la Plaza 11 de Marzo. Asimismo, todas sus plataformas serán accesibles a la diversidad funcional, ya que ahora no lo son las plataformas 3 y 5. Medidas, todas necesarias e interesantes, pero todo apunta a que el acceso a la Estación seguirá siendo únicamente por el sur, es decir hacia la calle Pedro Laínez, la plaza 11 de Marzo y el Paseo de la Estación.

Unidas Podemos IU propone que se exija al Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana y ADIF junto con el Ayuntamiento de Alcalá de Henares (entendiendo la necesidad de una actuación conjunta en los diferentes niveles de gobierno) que el proyecto incluya que la Estación Central también tenga acceso por el norte, ya que la expansión urbanística de la ciudad llevada a cabo en los últimos 25 años ha hecho que exista un gran volumen de población al norte de la estación y, por tanto, es relevante y necesario que los viajeros puedan acceder a ella directamente también desde el norte, sin tener que cruzar previamente las vías.

Un ejemplo de un proyecto bien ejecutado en este sentido es nuestra estación de La Garena, a la que se puede acceder tanto desde el norte como desde el sur. Un ejemplo negativo fue la remodelación de la estación de Torrejón de Ardoz, que se realizó dejando un único acceso por el norte y teniendo que realizar posteriormente obras para abrir un acceso por el sur.